Saltar al contenido
RutinasDeportivas.es

Por qué practicar Yoga después de los 50 años

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Si has permanecido durante un largo período de tu vida antes de cumplir los 50 años sin llevar a cabo ningún tipo de actividad física frecuentemente, es probable que empezar desde ahora o, incluso, continuar lo que ya habías elaborado siendo más joven suene como una hazaña insuperable. Lo cierto es que no hay nada más lejos de la realidad, y es el Yoga una de esas actividades que mejor te beneficiarán al momento de atravesar esta época de tu vida.

En este artículo te explicaremos cómo el yoga afecta de forma positiva en tu organismo y las pautas más importantes que debes conocer para comenzar a practicarlo.

El yoga y sus beneficios para tu salud

Te aporta flexibilidad

Las asanas de yoga exigen de cierta manera a que tu cuerpo se estire de diferentes formas, lo que promueve la flexibilidad en general y que a su vez es de gran utilidad para que puedas conservar una mejor movilidad con el pasar de los años. No quieres llegar a ser un adulto mayor cuyas actividades diarias se vean afectada por esta clase de limitaciones ni estar propenso a sufrir algún accidente.

Mantiene la salud ósea

Además de promover la flexibilidad de los músculos, el yoga es una actividad recomendada para personas que sufren de osteoporosis además de prevenir durante más tiempo la pérdida de densidad ósea que se produce con la edad.

Los movimientos leves te facilitan las cosas

Practicar alguna actividad física a esta edad es maravilloso para mantenerte activo y saludable, sin embargo, los deportes de mayor intensidad y exigencia pueden ser perjudiciales para ciertas partes del cuerpo. El yoga es la mejor opción para que puedas obtener todos los beneficios de la actividad física sin los riesgos de dañar tu cuerpo con un mal movimiento o provocar daños a largo plazo.

También favorece a la salud mental

El yoga tengas la edad que tengas es una actividad excelente para dejar el estrés y ayudarte a mantenerte con la mente despejada y tranquila.

Te recomendamos que no empieces con clases avanzadas o directamente practicando solo desde casa, lo mejor será que lo hagas con una clase que cuente con ayuda y puedan guiarte desde el principio. Lo más seguro es que se te convierta en un ejercicio sencillo si es que llevas practicando deporte desde hace años.

Tipos de yoga que puedes practicar después de los 50 años

El yoga cuenta con distintas ramas algunas de las cuales podrían serte de mayor beneficio durante estos años, te los presentamos a continuación:

Yoga aéreo

Es un estilo relativamente reciente que se practica sobre una tela resistente que cuelga como una hamaca; practicar las asanas en esta posición ayuda a que tus articulaciones no se vean afectadas por el peso de tu cuerpo. Es una actividad que se hace más divertida que la tradicional y se presta mucho para practicar posturas invertidas.

Vinyasa yoga

Esta clase de yoga se basa en la sucesión de distintas asanas seguidas mientras te guias por tu respiración. El Vinyasa te ayuda principalmente a mejorar la flexibilidad mientras que tonifica los músculos, esto sin olvidar el alivio del estrés típico de esta actividad. Es importante que lo practiques bien con la ayuda de un profesional antes de proceder a hacerlo por tu cuenta.

Yoga restaurativo

Es el que más típicamente se utiliza para relajar la mente y el cuerpo de manera eficaz. Te lo recomendamos para que lo practiques cuando decidas hacer yoga. Se caracteriza por el uso de distintos materiales suaves para que puedas apoyarte sobre ellos para que no tengas que sobre esforzar a los músculos.

 

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
RSS500
Facebook3k
Facebook
Instagram605
A %d blogueros les gusta esto: